El “Picu Urriellu” quizás sea el mas emblemático de nuestras montañas. Aquí lo vemos en una mañana de invierno destacando entre las nubes y nieve que lo rodea.

Las peculiaridades de la iluminación del momento en unión a las propias de la película con la que la imagen fue captada, le dan ese aspecto monocromático reforzado por el grano de la emulsión.

Cámara réflex Pentax LX con película diapositiva Kodak. Objetivo zoom 70-210 mm a máxima focal y apertura media para no perder profundidad de campo.

© Andrés Antón

© Andrés Antón